La calidad de vida en el ambiente de trabajo, la productividad y la estética del local están relacionadas a diversos factores, como diseño y arquitectura corporativa. Un proyecto estratégico y humanizado pasa, entre otros aspectos, por la elección de los armarios para oficina.

No es puede imaginar un local de trabajo sin armarios para guardar equipamientos, materiales, documentos y todos los papeles que una oficina genera. Tales muebles deben estar en sintonía con las actividades de la empresa, las necesidades de los colaboradores y la organización del ambiente.

Por lo tanto, elegir los armarios para oficina no se trata de algo sin importancia, sino de una misión muy importante dentro del contexto, teniendo un alto impacto incluso en su caja. Pensando en esto, levantamos seis consejos fundamentales para auxiliar en ese proceso, que harán que sus clientes tengan el mejor costo – beneficio a la hora de esa inversión. ¡Lea!

Entienda las ventajas de elegir bien los muebles para oficina

Mucho más allá de la belleza y la elegancia, los muebles corporativos influencian en la percepción del ambiente y en la forma de interacción del colaborador con el puesto de trabajo. Ellos pueden favorecer la realización de actividades e impulsar la calidad de vida del trabajador.

Vea, a continuación, algunos motivos para darle la debida atención a los armarios para oficina.

Ergonomía

Las condiciones entregadas al colaborador para la realización de sus funciones dicen mucho sobre el compromiso de la empresa, teniendo influencia directa en la calidad de la producción y de la vida en el ambiente laboral. La instalación de armarios, además de hacer posible la ejecución del trabajo, ofrece confort y seguridad, formando parte del conjunto de elementos que garantiza la ergonomía de los puestos de trabajo.

Productividad

Con condiciones propicias a la organización del local y a la optimización del tiempo, la tendencia es que el trabajo sea entregado en un periodo menor. De esa manera, hacemos evidente el aumento de la productividad y, en la práctica, un uso más estratégico de la carga horaria.

Pero, ¿los armarios para oficina tienen esa influencia directa en la productividad? Para responder a ese cuestionamiento basta pensar en la diferencia entre encontrar un  documento debidamente archivado en el armario y buscarlo en cajas y más cajas distribuidas por diferentes sectores de la empresa.

Bienestar y compromiso de los colaboradores

Frente a lo que presentamos antes, se trata de resultados esperados. El buen uso del tiempo, la fluidez de los procesos y la organización del ambiente hacen que el colaborador tenga confort para entregar sus tareas.

Tal tranquilidad se refleja en bienestar en el trabajo y en el aumento del sentimiento de pertenencia a la empresa. Ese es un ejemplo más de cómo la arquitectura corporativa influye en la atmósfera de las organizaciones.

Sepa cómo seleccionar las mejores opciones

¡Óptimo! Ahora que usted sabe cuán importante es el mobiliario, llegó el momento de ver los consejos para acertar en las elecciones. Listamos los seis más seguros a continuación.

  1. Opte por piezas coherentes con el proyecto visual de la empresa

Este es uno de los primeros aspectos que deben ser considerados. Los armarios son parte del contexto y, por lo tanto, deben estar en armonía con el concepto de la decoración y el proyecto visual de la oficina.

Si la empresa es moderna  e informal, no tiene sentido invertir en muebles “pesados”, serios. Pero, ¿y si la compañía es tradicional, conservadora? En ese caso, nada de diseños futuristas o terminaciones con tonos vibrantes. Entienda el todo del proyecto y acomode los armarios en esa lógica.

  1. Considere siempre las dimensiones del local y de los muebles

El metro es un aliado indispensable a la hora de elegir muebles. Es esencial tener la medida exacta del área de la oficina para:

  • Desarrollar un buen layout y una correcta distribución de los demás muebles.
  • Saber dónde serán estratégicamente ubicados los armarios.
  • Planificar muebles con medidas ideales para el área de la oficina, tomando en cuenta la disponibilidad de espacio y la necesidad de almacenamiento.

Es común ver clientes que adquieren piezas sin estar atentos a estos criterios, pero los resultados son prejuicios y grandes dolores de cabeza. Jamás compre muebles sin conocer sus medidas o evaluar la proporción del espacio que será ocupada por ellos.

  1. Evalúe toda la documentación y los materiales que serán almacenados

Haga un levantamiento de todo lo que necesita ser guardado en los armarios. Carpetas, material de oficina, documentos, archivos, regalos, suplementos y todo lo que será almacenado allí debe ser considerado.

Con esas informaciones es posible desarrollar armarios en la medida de la necesidad de la oficina. No sirve de nada querer hacer todo el almacenaje de la empresa en un solo lugar, pero tampoco es necesario algo exagerado. Tener un mueble que ofrezca confort y organización solo es viable frente a la completa evaluación de lo que será colocado en él.

  1. Tome en consideración el número de personas que usarán los armarios

Se trata de un punto directamente relacionado a la ergonomía y a la seguridad del ambiente. Es necesario tomar en cuenta la cantidad de personas que van a usar los armarios, cuántos sectores tendrán acceso y lo que va a quedar en cada lugar.

Tal cantidad determina el número de puertas y divisorias, levanta la cuestión de la seguridad de objetos y trae informaciones de uso restricto y de la estructura de los armarios; como veremos en el tópico siguiente. Además de esto, ella tiene relación con la conservación del mueble, la convivencia y la responsabilidad de todos quienes lo utilizarán.

  1. Elija el material adecuado

De acuerdo con el volumen de ítems que será almacenado, el peso de esos objetos y la cantidad de personas, es necesario seleccionar el material que será la base de los armarios. Hoy en día es posible encontrar una infinidad de materiales y terminaciones, que van desde vidrio hasta fórmicas, metales, maderas y compensados.

Los armarios en madera y metal ofrecen más resistencia, siendo adecuados para ítems pesados o para grandes cantidades de objetos. Ya materiales más livianos, como vidrio, son ideales para volúmenes y pesos menores.

  1. Trabaje con proveedores de alta credibilidad

Para tener calidad en el resultado, preciar por la seguridad y dejar el dolor de cabeza bien lejos de la oficina, es vital investigar y elegir un proveedor idóneo, que se comprometa con los mejores resultados para el cliente. Tenga cuidado con precios muy por debajo de los practicados por el mercado, plazos irreales y promesas mágicas.

¿Vio? La elección de los armarios para oficina puede influir en la calidad del ambiente y hasta en los resultados de la empresa. Tan importantes como los demás elementos de la decoración, ellos comunican los atributos y componen la atmósfera de la marca. Con los secretos y consejos dados en este artículo, no tiene cómo equivocarse a la hora de comprarlos.

Para ofrecer un trabajo de excelencia, que atienda a la necesidad y al estilo de cada cliente, cuenta con Marelli. ¡Entre en contacto con nosotros!